Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Los síntomas ocultos de la anisometropía: Lo que hay que saber

Autor

Fecha de publicación

7 min

Tiempo de lectura

Anisometropia

La buena visión es algo que muchos de nosotros damos por sentado hasta que empieza a deteriorarse. La anisometropía es una de las afecciones que pueden tener un impacto significativo en la salud visual. Es posible que no hayas oído hablar de ella, ya que no es tan famosa como la miopía o el astigmatismo, pero puede afectar a tu visión. Esta entrada del blog tratará sobre los síntomas de la anisometropía, descubriendo los retos ocultos que puede conllevar y explicando lo que debe saber para afrontarla.

¿Qué es la anisometropía?

La anisometropía se produce cuando la visión de un ojo es peor que la del otro debido a una diferencia significativa en los errores de refracción entre los ojos. El error refractivo es un desajuste entre el poder de enfoque de la luz del ojo y su longitud. Los errores refractivos se refieren al modo en que la luz se desvía al pasar por el ojo para formar una imagen en la retina.

Como resultado, las imágenes en la retina se vuelven borrosas. Los errores refractivos más frecuentes son la miopía, la hipermetropía y el astigmatismo.

En la anisometropía, un ojo suele tener un grado de error refractivo distinto del otro. Esto significa que un ojo puede ser miope mientras que el otro es hipermétrope o que un ojo tiene un mayor grado de astigmatismo que el otro.

Prevalencia de anisometropía

La prevalencia de la anisometropía varía entre el 6% y el 14% según los estudios. Sin embargo, algunas fuentes afirman que la anisometropía afecta hasta al 28% de las personas.

¿Quién tiene más riesgo de desarrollar anisometropía?

Varios factores pueden contribuir al riesgo de desarrollar anisometropía. Entre ellas se incluye la predisposición genética, ya que las personas con antecedentes familiares de la enfermedad pueden ser más susceptibles.

Suscríbase a nuestro boletín

Reciba consejos útiles, contenidos interesantes y las últimas noticias del campo de la terapia visual y la mejora de nuestro sentido más preciado: la vista.

Además, es más probable que se produzca anisometropía cuando existen defectos de refracción, como miopía o astigmatismo, especialmente si la graduación de un ojo difiere significativamente de la del otro.

La edad también puede influir, y la anisometropía es más frecuente o perceptible en niños y adultos jóvenes, ya que sus ojos aún se están desarrollando. Algunas enfermedades oculares, como las cataratas o las irregularidades de la córnea, pueden provocar anisometropía, sobre todo cuando un ojo está más afectado que el otro.

Niño con anisometropía ayuda a su madre en la cocina para mejorar la coordinación mano-ojo.

Síntomas ocultos de la anisometropía

  1. Visión borrosa o visión doble:bUno de los síntomas ocultos más comunes de la anisometropía es la visión borrosa o doble. Dado que cada ojo percibe el mundo de forma diferente debido a la diferencia en los errores refractivos, el cerebro se esfuerza por fusionar las imágenes en una imagen única y clara. Esto puede hacer que vea doble o que experimente un desenfoque persistente, sobre todo cuando intenta enfocar objetos a distintas distancias.
  2. Tensión ocular y fatiga: La anisometropía puede provocar fatiga y cansancio ocular. Los ojos trabajan más para compensar la discrepancia visual, lo que puede causar molestias, dolores de cabeza e incluso dificultad para concentrarse en tareas que requieren agudeza visual.
  3. Percepción reducida de la profundidad: La percepción de la profundidad es crucial para actividades como calcular distancias al conducir o practicar deportes. Puede afectar a la percepción de la profundidad, lo que hace que estas actividades sean más difíciles y potencialmente peligrosas.
  4. Mala coordinación mano-ojo: La diferencia en la entrada visual de cada ojo puede afectar a la coordinación mano-ojo. Esto puede afectar a actividades cotidianas como atrapar una pelota, enhebrar una aguja o incluso servirse un vaso de agua.
  5. Ambliopía (ojo vago): En algunos casos, la anisometropía puede conducir a la ambliopía, comúnmente conocida como “ojo vago.” Cuando un ojo es significativamente más débil o tiene una graduación muy diferente a la del otro, el cerebro puede empezar a favorecer al ojo más fuerte, haciendo que la visión del ojo más débil se deteriore aún más si no se trata. Esta afección también se denomina ambliopía anisometrópica.

Tipos de anisometropía

Anisometropía simple

En la anisometropía simple, un ojo tiene un defecto de refracción (por ejemplo, miopía, hipermetropía o astigmatismo), mientras que el otro ojo no tiene ningún defecto de refracción.

Por ejemplo, un ojo puede ser miope con una graduación de -4,00 dioptrías, mientras que el otro ojo es emétrope (sin defecto de refracción) o tiene una graduación miope mucho menor.

Anisometropía compuesta

La anisometropía compuesta se produce cuando ambos ojos tienen el mismo problema de visión (por ejemplo, miopía), pero existe una diferencia significativa en los errores refractivos. Por lo tanto, aparece visión borrosa.

Por ejemplo, un ojo puede ser miope con una graduación de -4,00 dioptrías, mientras que el otro ojo es hipermétrope con una graduación de +2,00 dioptrías. Este tipo de anisometropía puede dar lugar a problemas visuales más complejos.

Anisometropía mixta

La anisometropía mixta implica una combinación de distintos tipos de errores refractivos entre los dos ojos. Por ejemplo, un ojo puede tener miopía, mientras que el otro tiene astigmatismo. Esta combinación puede dificultar la búsqueda de lentes correctoras adecuadas.

Opciones de tratamiento

  1. Gafas graduadas o lentes de contacto:Las lentes correctoras, como las gafas o las lentes de contacto, pueden ayudar a llevar ambos ojos a un nivel similar de error refractivo, mejorando la claridad visual y la comodidad.
  2. Cirugía: En algunos casos, puede considerarse la cirugía refractiva como LASIK para corregir el error refractivo en uno o ambos ojos.
  3. Terapia visual: Si existe ambliopía, se puede recurrir al uso de parches, colirios de atropina y gafas con filtro para fortalecer el ojo más débil y favorecer su desarrollo.
Consiga AmblyoPlay hoy mismo

Retos e impacto psicológico

Con el tiempo, las dificultades que plantea la anisometropía pueden afectar a la calidad de vida general de una persona. Puede limitar su capacidad para participar en diversas actividades, afectando tanto al trabajo como al ocio.

La posible aparición de ojos visiblemente diferentes debido a distintos grados de error refractivo puede provocar timidez y una imagen negativa de sí mismo. Puede provocar baja autoestima y ansiedad social, sobre todo en niños y adolescentes.

Además, la enfermedad puede repercutir en el rendimiento académico y profesional. Las personas pueden tener más dificultades para rendir bien en la escuela o en el trabajo.

Conclusión

Puede que la anisometropía no sea tan conocida como otras afecciones oculares, pero su repercusión en la salud visual y la calidad de vida en general puede ser significativa.Si usted o alguien que conoce experimenta síntomas visuales inexplicables como visión borrosa, fatiga visual o visión doble, es fundamental que programe un examen ocular con un optometrista u oftalmólogo.

La detección precoz y el tratamiento adecuado pueden ayudar a controlar la anisometropía y prevenir posibles complicaciones a largo plazo.

Preguntas frecuentes

¿Qué es la anisometropía?

La anisometropía es una afección en la que existe una diferencia significativa en el error de refracción entre los dos ojos, lo que significa que cada ojo tiene una graduación diferente para gafas o lentes de contacto.

¿Cuáles son las causas de la anisometropía?

La anisometropía puede tener varias causas, como diferencias en el tamaño y la forma de los ojos, diferencias en la curvatura de la córnea o variaciones en la longitud del globo ocular.

¿Puede la anisometropía provocar ambliopía (ojo vago)?

Sí, la anisometropía no tratada puede aumentar el riesgo de ambliopía, en la que el cerebro empieza a favorecer un ojo en detrimento del otro, lo que provoca una reducción de la visión en el ojo más débil.

¿Podemos ver si alguien tiene anisometropía?

Para detectar la anisometropía suele ser necesario un examen ocular completo realizado por un profesional de la visión, como un optometrista o un oftalmólogo. La anisometropía no suele ser evidente a simple vista o a través de una observación casual, ya que implica diferencias en el error de refracción de cada ojo, que no se aprecian fácilmente en apariencia.

¿Es hereditaria la anisometropía?

Aunque puede haber factores genéticos en juego, la anisometropía no está determinada únicamente por la genética y puede desarrollarse en individuos sin antecedentes familiares de la enfermedad.

¿Es la anisometropía una afección progresiva?

La anisometropía en sí no es necesariamente progresiva, pero su impacto en la visión y la salud ocular puede empeorar con el tiempo si no se trata.

Thanks for subscribing!

Here is a coupon code for 5% discount on AmblyoPlay Vision Therapy

COUPON: NEWS5
¿Por qué sugerimos un tiempo mínimo de 6 meses para el éxito?

Según los datos de más de 15.000 pacientes que utilizan AmblyoPlay, las mejoras comienzan en 4 meses, mientras que los resultados óptimos tardan entre 6 y 18 meses de media. La duración del entrenamiento necesario depende de la edad del paciente, la gravedad del problema, las enfermedades concomitantes y el cumplimiento del programa de entrenamiento.