Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

¿Cómo cuidar la vista en verano?

Autor

Fecha de publicación

6 min

Tiempo de lectura

Chica protegiendo su visión con gafas de sol y sombrero.

A medida que se acerca el verano en el hemisferio norte, todos estamos deseando disfrutar del clima cálido y los días soleados. Además, solemos centrarnos en cuidar nuestra piel de los efectos nocivos del sol. Sin embargo, es igualmente importante dar prioridad a la salud de nuestros ojos durante esta época.

Además, es importante saber que la exposición prolongada a los peligrosos rayos ultravioleta (UV) del sol puede tener efectos perjudiciales para nuestra visión, no sólo para la piel. Con el aumento de las actividades al aire libre y los posibles peligros, tomar medidas para proteger tu visión se vuelve crucial. En esta entrada del blog, le daremos algunos consejos prácticos para ayudarle a cuidar su visión durante los meses de verano y cómo los rayos UV dañan su visión.

Consejos para cuidar la vista en verano

Utilice gafas de sol con protección UV

En primer lugar, invertir en unas buenas gafas de sol es esencial. Con esto no queremos decir que tengan que ser elegantes, sino que elija unas que protejan eficazmente sus ojos de los dañinos rayos UV del sol.

Busque gafas de sol que bloqueen entre el 99% y el 100% de los rayos UVA y UVB. UV 400 es el nivel más alto de protección UV que pueden proporcionar unas gafas de sol.

Además, elija gafas de sol con monturas más grandes y estilos envolventes para proporcionar la máxima cobertura y minimizar la exposición desde los lados.

Suscríbase a nuestro boletín

Reciba consejos útiles, contenidos interesantes y las últimas noticias del campo de la terapia visual y la mejora de nuestro sentido más preciado: la vista.

Niñas con gafas de sol y sombrero para proteger la vista y la visión en verano.

¿Las gafas de sol polarizadas tienen protección UV?

Las gafas de sol polarizadas pueden tener protección UV, pero es importante tener en cuenta que la polarización y la protección UV son dos características distintas de las gafas de sol.

Las gafas de sol polarizadas están diseñadas para reducir el deslumbramiento filtrando las ondas de luz horizontales que lo provocan, sobre todo las procedentes de superficies reflectantes como el agua, la nieve o los objetos brillantes. Aumentan la claridad visual y la comodidad en condiciones de mucha luz. Sin embargo, la polarización por sí sola no garantiza la protección contra los rayos UV.

Muchas marcas de renombre fabrican gafas de sol polarizadas que también proporcionan una protección UV del 100%. Cuando compre gafas de sol polarizadas, asegúrese de que indican explícitamente que ofrecen protección UV. Busque etiquetas o descripciones que indiquen que las gafas de sol bloquean el 100% de los rayos UVA y UVB. De este modo, se asegurará de que sus ojos están protegidos tanto del deslumbramiento como de la dañina radiación UV.

Llevar sombrero

Además de las gafas de sol, llevar un sombrero de ala ancha puede proporcionar sombra y protección adicionales a los ojos y la cara. El ala ayuda a reducir la cantidad de luz solar que llega a los ojos desde arriba, sobre todo en las horas punta, cuando los rayos solares son más intensos.

Beber suficiente agua y mantenerse hidratado

Mantenerse hidratado es fundamental para conservar la salud general, incluida la de los ojos. La deshidratación puede provocar sequedad ocular, irritación y molestias. Durante el verano, cuando suben las temperaturas, asegúrese de beber mucha agua para mantener el cuerpo y los ojos correctamente hidratados.

El niño está bebiendo agua.

Permanezca a la sombra

Cuando el sol alcanza su máxima intensidad, normalmente entre las 10.00 y las 17.00 horas, es aconsejable buscar la sombra siempre que sea posible. Al permanecer en zonas sombreadas, puede reducir la exposición directa a los rayos UV y proporcionar a sus ojos un descanso muy necesario. Esta práctica es especialmente importante si participa en actividades al aire libre o pasa periodos prolongados bajo el sol.

Utilice gafas protectoras durante los deportes al aire libre

El verano es la época en que aumentan las actividades al aire libre. Si practica deportes al aire libre o actividades que impliquen objetos voladores o posibles lesiones oculares, lleve siempre gafas de protección adecuadas. Deportes como el béisbol, el tenis o el tiro deportivo pueden suponer un riesgo para sus ojos. Elija gafas de seguridad o pantallas faciales diseñadas para la actividad específica para protegerse de posibles accidentes.

”Mientras que al 41% de los adultos les preocupa que los rayos UV sean una causa de cáncer de piel, sólo al 22% le preocupan los efectos de los rayos UV en los ojos, a pesar de que los rayos UV son mucho más dañinos para los ojos que para la piel”.


(Fuente: https://www.metoffice.gov.uk/weather/warnings-and-advice/seasonal-advice/health-wellbeing/uv/how-uv-can-affect-your-eyes)

¿Cómo dañan los rayos UV los ojos?

La radiación UV se ha relacionado con diversos problemas oculares:

1. Cáncer de piel alrededor de los ojos: La piel que rodea los ojos es delicada y propensa al daño solar. La radiación UV puede causar cáncer de piel, incluido el carcinoma de células basales, el carcinoma de células escamosas y el melanoma, en los párpados y las zonas circundantes.

2. Daños en la córnea: La córnea, que es la superficie frontal transparente del ojo, puede verse afectada por los rayos UV. La exposición prolongada a la radiación UV puede causar una afección llamada fotoqueratitis o “quemadura solar del ojo”. Es similar a una quemadura solar en la piel y puede provocar enrojecimiento, dolor, lagrimeo y sensación de arenilla en los ojos.

3. Cataratas: La radiación UV es uno de los factores de riesgo para el desarrollo de cataratas. Las cataratas se producen cuando el cristalino del ojo se nubla, lo que provoca visión borrosa y, finalmente, pérdida de visión.

4. Crecimientos en el ojo o cerca de él: La exposición a los rayos UV también puede contribuir al desarrollo de diversos crecimientos en el ojo o cerca de él. Estos crecimientos pueden incluir lesiones conjuntivales, queratosis actínica, tumores en los párpados.

5. Degeneración macular: Los rayos UV, especialmente los UV-A, pueden alcanzar la retina en la parte posterior del ojo. La exposición prolongada a la radiación UV aumenta el riesgo de desarrollar degeneración macular, que es una de las principales causas de pérdida de visión en los adultos mayores. La degeneración macular afecta a la parte central de la retina, llamada mácula, y provoca una pérdida de visión nítida y central.

Conclusión

Siguiendo estos sencillos, pero eficaces consejos, podrá disfrutar de la estación al tiempo que protege su preciada vista. Es importante proteger los ojos y las zonas circundantes de la radiación UV utilizando gafas de sol adecuadas y poniendo en práctica medidas de seguridad frente al sol. Recuerde, la prevención es la clave.

Preguntas frecuentes

¿Las gafas de sol polarizadas tienen protección UV?

Aunque la polarización por sí sola no evita la radiación UV, muchas gafas de sol con lentes polarizadas sí lo hacen. Es importante tener en cuenta que la polarización y la protección UV son dos características distintas de las gafas de sol.

¿Todas las gafas de sol bloquean los rayos UV?

No, no todas las gafas de sol bloquean los rayos UV. Aunque muchas gafas de sol del mercado afirman ofrecer protección UV, es esencial comprobar las características específicas para garantizar una protección adecuada. Cuando compre gafas de sol, busque etiquetas o descripciones que indiquen que ofrecen una protección UV del 100% o que bloquean el 100% de los rayos UVA y UVB.

¿Cómo dañan los rayos UV a los ojos?

Los rayos UV pueden provocar cáncer de piel alrededor de los ojos, daños en la córnea, cataratas, tumores en el ojo o cerca de él y degeneración macular.

¿Cómo proteger mi vista del sol?

Utilice gafas de sol y sombreros con protección UV, beba suficiente agua para mantenerse hidratado, permanezca a la sombra entre las 10 de la mañana y las 5 de la tarde y utilice gafas protectoras cuando practique deportes al aire libre.

Thanks for subscribing!

Here is a coupon code for 5% discount on AmblyoPlay Vision Therapy

COUPON: NEWS5
¿Por qué sugerimos un tiempo mínimo de 6 meses para el éxito?

Según los datos de más de 15.000 pacientes que utilizan AmblyoPlay, las mejoras comienzan en 4 meses, mientras que los resultados óptimos tardan entre 6 y 18 meses de media. La duración del entrenamiento necesario depende de la edad del paciente, la gravedad del problema, las enfermedades concomitantes y el cumplimiento del programa de entrenamiento.