Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Diferencias entre el entrenamiento visual y el uso de parches

Autor

2 min

Tiempo de lectura

Con el desarrollo de nuevas funcionalidades informáticas durante estas últimas décadas, se ha producido una importante mejora de los entrenamientos visuales disponibles en el mercado. Sin duda, las soluciones de entrenamiento visual están mejorando cada vez más, ¿pero constituyen ya una alternativa viable a las opciones de tratamiento de la ambliopía más convencionales, utilizadas durante décadas e incluso siglos?

El uso de parches sigue siendo el tratamiento de preferencia para la ambliopía infantil

La oclusión o el uso de parches sigue siendo el método de referencia para el tratamiento de la ambliopía infantil. Está concebido solo para el tratamiento de la ambliopía, no para la causa subyacente, como a anisometropía y el estrabismo. Por lo tanto, las gafas correctivas son, a menudo, tan importantes como el uso de parches durante el proceso del tratamiento de la ambliopía.

El uso de parches resulta un tratamiento muy efectivo para la ambliopía, ya que incentiva el uso del ojo ambliope mientras el ojo sano está tapado. El problema del uso de parches es la adhesión, principalmente porque a los niños les resultan aburridos y molestos.

El entrenamiento visual mejora la estereovisión

Las soluciones de entrenamiento visual, como AmblyoPlay, estimulan el ojo ambliope de forma similar al uso de parches. Pueden realizarse de forma monocular con el ojo sano tapado o de forma binocular, a través de una terapia visual dicóptica binocular, que estimula ambos ojos a la vez y mejora la estereovisión. Debido a que estas soluciones de entrenamiento visual están diseñadas especialmente para gustar a los niños, la adhesión pasa a ser un problema poco frecuente.

Entrenamiento visual y uso de parches

¿Qué podemos sacar en claro, entonces? Los estudios demuestran que el entrenamiento visual por sí solo, por el momento, no es mejor que el uso de parches, y que este último sigue siendo el método de preferencia para tratar la ambliopía infantil. Dicho esto, los entrenamientos visuales han evidenciado ser un valioso tratamiento adicional para conseguir los objetivos deseados más rápido y facilitar la recuperación de la estereovisión, tan importante para disfrutar de una visión sana como la agudeza visual.

A diferencia de los parches, efectivos solo en los más pequeños, los entrenamientos visuales mejoran la visión tanto en niños más mayores como en adultos. Por lo tanto, el uso de parches y la terapia visual no deben considerarse rivales, sino aliados.

Suscríbase a nuestro boletín

Reciba consejos útiles, contenidos interesantes y las últimas noticias del campo de la terapia visual y la mejora de nuestro sentido más preciado: la vista.

Consiga AmblyoPlay hoy mismo

Thanks for subscribing!

Here is a coupon code for 5% discount on AmblyoPlay Vision Therapy

COUPON: NEWS5
¿Por qué sugerimos un tiempo mínimo de 6 meses para el éxito?

Según los datos de más de 15.000 pacientes que utilizan AmblyoPlay, las mejoras comienzan en 4 meses, mientras que los resultados óptimos tardan entre 6 y 18 meses de media. La duración del entrenamiento necesario depende de la edad del paciente, la gravedad del problema, las enfermedades concomitantes y el cumplimiento del programa de entrenamiento.